Más de 1.800 millones de dólares ha perdido la economía tras colapso eléctrico