Rondón: "Los abogados no podemos callar ante violación de Derechos Humanos"

"En Venezuela efectivamente no hay vigencia del Estado de Derecho. No obstante, los profesionales del derecho debemos activar nuestras denuncias ante los tribunales y el Ministerio Público, tantas veces como sea necesario cuando se producen violaciones a los derechos humanos", así lo afirmó Maibi Rondón, presidente del Instituto de Estudios Jurídicos del Colegio de Abogados del estado Carabobo, quien en conjunto con el Observatorio Venezolano de Prisiones y la Comisión Nacional de Derechos Humanos de la Federación de Colegios de Abogados de Venezuela, están asesorando a los familiares de las 68 víctimas de la tragedia del comando de Policarabobo.

Indicó que a pesar de que no existe separación de poderes y por consiguiente el poder judicial está subordinado a lo que el ejecutivo ordena, los venezolanos no podemos perder la esperanza en nuestro país, "algún día regresará la vigencia de ese Estado de Derecho, y cada una de esas denuncias y procedimientos realizados por los atropellos y violaciones de los Derechos Humanos, deben constar en los tribunales para que se produzcan las sanciones respectivas".

La aspirante a presidir la Junta Directiva del Colegio de Abogados, considera que lo ocurrido en la Comandancia de Policía del Estado Carabobo “es un hecho atroz”, por lo que a través del Instituto de Estudios Jurídicos del Colegio de Abogados, han estado colaborando con los familiares de las victimas facilitando su comunicación con activistas y organizaciones defensoras de los DDHH para que se puedan hacer las diligencias necesarias que llevarán a una investigación veraz de los sucesos.

“Como abogado siento la obligación moral de hacerme participe de estas gestiones encaminadas a que toda la verdad sobre este espantoso asunto sea conocida por la ciudadanía”, afirmó.

Rondón hizo un llamado a todos los ciudadanos y los abogados en particular, para que se activen y suplan la inacción de las autoridades sometidas al silencio y la censura oficial; por este motivo reconoció altamente el trabajo de organizaciones como PROVEA, y el Observatorio Venezolano de Prisiones, que han hecho suya la tarea de la defensa de los Derechos Humanos en esta área tan sensible como es de la aplicación caprichosa del Derecho Penal y la situación penitenciaria del país. “No vacilamos, ni vacilaremos en aportar nuestro decidido apoyo”, destacó.