EPA mejorará la calidad de vida de muchos venezolanos “Ayudar es Sencillo”

Gracias al programa de Acción Social de EPA “Ayudar es Sencillo”, que inicia a partir de este mes de marzo, los clientes de la red de tiendas en Carabobo tendrán la oportunidad de contribuir con el Dividendo Voluntario para la Comunidad (DVC), seccional Carabobo, a fin de que dicha institución pueda llevar adelante su proyecto denominado “Liderazgo y empoderamiento en mi comunidad”.

El DVC es una organización del sector privado, sin fines de lucro, dedicada a canalizar recursos y aportes de las empresas, trabajadores e individuos en favor de proyectos que atienden las carencias de las comunidades más necesitadas. La misma fue fundada en Caracas en el año 1.964, por lo que ya cuenta con una trayectoria de casi 50 años generando conciencia en responsabilidad social de las empresas y acompañando a las mismas en su gestión social.

Para esta oportunidad, quienes acudan específicamente a las sucursales ubicadas en la Michelena, San Diego y C.C. La Granja, pueden ayudar con su aporte al DVC seccional Carabobo a cumplir con su plan “Liderazgo y empoderamiento en mi comunidad”, el cual comprende la capacitación de sesenta (60) jóvenes y madres beneficiarias de los comedores infantiles del DVC para lograr su inserción al mercado laboral a través de la formación en oficios productivos, tales como: peluquería, repostería, cocina, artesanía (bisutería), corte y confección. El autoempleo permitiría que estos hogares puedan proveerse de sus necesidades básicas.

“Ayudar es Sencillo” es el programa de Acción Social de EPA a través del cual los clientes realizan aportes voluntarios, al momento de cancelar su compra en cualquiera de las tiendas. El monto recaudado se destina al financiamiento de proyectos específicos de organizaciones de desarrollo social, sin fines de lucro, formalmente constituidas y ubicadas en zonas cercanas a cada tienda, que dediquen su gestión a capacitar jóvenes venezolanos de escasos recursos en oficios para el trabajo, o a instituciones que trabajen en pro del ambiente.

Para este período de recaudación también resultarán beneficiadas las siguientes instituciones: Fundación Educativa y Cultural de Sordos (Fundecus) y la Asociación Civil por la Caracas Posible (Caracas), Asociación Civil Ecológica y Social Chunika (Barquisimeto), Fundación de la Sociedad Central de Niños Autistas (Fundasocenia) (Maracay), Fundación Hábitat–LUZ (Maracaibo), Asociación Civil El Paragüero (Barcelona), Asociación Civil Vida y Luz (Asoviluz) (Maturín) y la Sociedad Falconiana para la Atención Integral del niño niña con autismo (Sofaina) (Punto Fijo).